fbpx
3 de diciembre de 2022

Kamala y Bruno exploran la fuente de sus nuevos poderes justo a tiempo para una peligrosa aventura.

Probablemente el principal problema de las series de Marvel es que se sienten como películas extremadamente largas que han sido separadas en varios cachos. Esto solo sirve para que estas series se vuelvan repetitivas y poco entretenidas en varios momentos.

Afortunadamente ese no es el caso de Ms. Marvel, pues esta nueva serie del UCM es la única que acepta que eso es lo que es, una serie. Lo que significa esto es que cada episodio funciona como un ente por sí mismo mientras sigue la trama principal.

MS. MARVEL

En ese sentido, el segundo episodio de Ms. Marvel sigue muy bien lo que estableció el primer episodio y a la vez se toma el tiempo para establecer sus propios conflictos a resolver. Esto hace que la trama se mantenga andando y al público siga interesado en el episodio, no solo cuando suceden eventos con mayor impacto al futuro.

Esta estructura permite conocer más de cerca a Kamala, pues lo destacable de este capítulo es la forma en la que se adentra en la cultura y religión de su familia y comunidad y establece como esta se relacionará de alguna manera con el origen de sus poderes. Pero también es importante señalar que encuentra formas de criticar el Islam si caer en estereotipos dañinos para la comunidad.

Ante todo, Ms. Marvel brilla porque se siente como una historia para adolescentes que toca fibras sensibles para todos. Y lo hace además con mucho encanto que viene principalmente de su protagonista, Iman Vellani, quien le da tanta energía y pasión al proyecto. Sin duda la serie no sería lo que es sin ella. 

JER-102-05381_R-2000x1333-282f2dd.jpg

Deja un comentario