Una locura sin pies ni cabeza.

Jess (Sandra Echeverría) es una mujer que se encuentra en busca del novio perfecto. Y cuando conoce a Hank (Jaime Camil), descubre en él todo lo que siempre ha querido en un hombre. Pero él tiene un secreto que hará tambalear su relación durante un retiro en la playa, pues sufre diversos trastornos mentales y al olvidar sus medicamentos, su verdadero yo saldrá a flote.

La premisa de esta cinta sonaba lo suficientemente convincente para creer que entregaría situaciones hilarantes, aderezada de romance. Sin embargo, la cosa se queda ahí, solo en la idea.

Y es que desde el inicio son notorios los defectos de un guion que desarrolla una historia sin proponerla. Deja ver que el protagonista sufre un verdadero problema que puede afectar su vida y la de su pareja, pero en realidad no sabemos bien de qué se trata hasta bien avanzada la historia. A esto le sumamos chistes burdos y que solo se basan en el pastelazo y el sexo, además de una falta total de romance que hacen sentir a la cinta larga y pesada.

Y es que las incoherencias de la historia van desde no saber en realidad en qué país se desarrolla, hasta que en cierto punto el trabajo de uno de los protagonistas se ve ‘en riesgo’, pero realmente nunca se nota la tensión y lo peor, es que ni siquiera hay consecuencias.

La dirección de Hugo Kaplan se nota un tanto caótica y por ende, las actuaciones lucen erradas. Entre todo el elenco es el carisma de Mónica Huarte lo más rescatable y lo que más gracioso resulta en sus breves intervenciones con un personaje que está ahí para hacer reír, y lo logra.

El hecho de tomar a las enfermedades mentales como punto de partida para una historia, es siempre arriesgado, pues sale muy bien o sale muy mal. En este caso, al tratarse de una comedia creyeron que el ser exagerado, decir groserías y payasear serían la mejor manera de retratar a una persona que sufre diversos padecimientos psicológicos y la verdad es que erraron totalmente. El personaje nunca logra empatía y es hasta incómodo verlo en pantalla.

Cada detalle de la cinta se siente forzado y el desarrollo de los personajes se queda en aceptar que estar loco no tiene porqué ser algo malo.

Loco por ti (o Las píldoras de mi novio) reúne todos los clichés y errores de una comedia romántica, y de la comedia en general, hasta convertirse en una locura total.

Titulo original: Las píldoras de mi novio
Dirección: Hugo Kaplan
Guion: Diego Kaplan, Gary Marks & Randi Mayem Singer
Elenco: Jaime Camil, Sandra Echeverría, Jason Alexander, Brooke Shields, Brian Baumgartner, James Maslow, Pamela Almanza, Daniel Tovar, Luis Arrieta, Juan Soler, Marco Antonio Aguirre, Kevin Holt, Ana Belena & Pamela Almaza

Latest posts by Byron Angeles (see all)

Anuncios

Deja un comentario