fbpx
2 de febrero de 2023

Luego de escapar de la zona de cuarentena, Joel y Tess discuten sobre el destino de Ellie mientras transitan las ruinas de un Boston abandonada ya hace mucho tiempo.

Después de un más que impresionante primer episodio de The Last of Us, el segundo da un paso hacia atrás en cuanto a la espectacularidad, pero aún así es mantiene el mismo nivel en muchos otros aspectos.

Siendo este nuestro primer acercamiento al mundo exterior, hay mucho que cubrir en cuanto a información, ya sea por el territorio, por los personajes, por las criaturas que se deben luchar, entre muchas otras cosas. Craig Mazin ahora como escritor y apoyado por la dirección de Neil Druckmann se encarga exitosamente de esta tarea al poner a la audiencia bajo la perspectiva de Ellie, una personaje claramente mucho menos experimentada que Joel y Tess.

thelastofusep2 (1).jpg

Ellie tiene muchas preguntas y necesita ser guiada a través del entorno, Mazin busca que los personajes se encuentren en una situación en la que la información que necesitan emitir sea de forma natural y que no caigan en lo sobre-expositivo. Pero creo yo que aún mejor, nunca se escuchan como diálogos de videojuego, algo que Mazin y Druckmann evitaron conscientemente o no.

Pero entregar tanta información nunca sirve de nada si lo que se menciona no se ve y eso es lo mejor de este episodio. Todo lo que Joel y Tess mencionaron, se pone en práctica en la parte final del capítulo, lo que nos lleva a unas cuantas secuencias que nos llenan de ansiedad.

Este segundo episodio de The Last of Us es otro trabajo excepcional por parte de Druckmann, Mazin, impulsado por las actuaciones de Anna Torv, Pedro Pascal y en especial de Bella Ramsey. Esta entrega, desde un punto muy temprano nos deja ver que no hay nadie a salvo en esta historia, que el riesgo es sumamente alto. Quien ya sepa lo que pasa, pues sabrá si es cierto o no, los que no sabemos tendremos que descubrirlo las próximas semanas.

thelastofusep2 (2)

 

Deja un comentario