Reseña 13 Reasons Why temporada 4 final de la serie de Netflixl

La muerte de otro personaje principal nos lleva por última vez a vivir un misterio con los alumnos de Liberty High, aunque con algunos errores en el camino que dejan un final agridulce.

El último año de Clay (Dylan Minette) en la escuela secundaria, volverá a convertirse en un campo de batalla, pero no haciendo referencia solo a la interacción con los otros alumnos de la escuela, también deberá librar una intensa batalla con su mente y sus emociones, que buscarán como tantos otros que los secretos que esconde salgan por fin a la luz.

La esencia de 13 Reasons Why se quedó en la primera temporada y quizá, ahí debió haberse quedado. Sin embargo, el éxito y el interés por explorar otros temas escabrosos llevó a realizar tres entregas más del drama juvenil que quizá, pudieron convertirse mejor en spin-off o series relacionadas, más que continuar estirando el tema principal del suicidio de Hannah Baker.

Luego de una segunda temporada con poco impacto, una tercera que tuvo muchos problemas, llega el final que pretende ofrecer el cierre definitivo a la serie y aunque por momentos recupera un poco de lo adictivo de aquella entrega que comenzó esta historia, termina por perderse en los mismos problemas de las anteriores. Se abusa del drama, de algunas situaciones que rayan en el absurdo y su ímpetu en convertirse en toda una serie de misterio no la deja decantarse pon un género u otro, perdiendo lo poco que construye con cada nuevo giro.

Algo que haya que agradecer a esta temporada final es que por fin escuchamos la voz narrativa de Clay, aquel joven complejo y herido que desde el inicio es quien nos ha llevado a estos intensos viajes emocionales. El chico sigue siendo desesperante por momentos y en otros podemos entendernos por completo con él. Siendo el protagonista indiscutible de todo el relato, era ya inevitable que no fuera quien nos contara lo que sucede. En estos capítulos exploramos diversos problemas psicológicos y emocionales junto al joven que son muy bien retratados, poniendo sobre la mesa lo que muchos otros adolescentes y adultos por igual sufren día con día.

El problema viene con el desarrollo de los obstáculos que se deben enfrentar por última vez, siendo el principal el misterio de la muerte de Bryce Walker y el encubrimiento de quién es el asesino por Clay y el resto de amigos. Se introduce a Winston, que busca sacar a flote la verdad debido a su vínculo con Monty, quien fue inculpado de la muerte de Bryce y luego muriera en la cárcel. Sin embargo, el personaje nunca se siente como una amenaza y solo sirve para desatar algunos intereses amorosos. Si está la presencia de alguien que dice conocer la verdad y que busca delatar todos, pero para cuando su identidad es revelada, no logra su impacto debido a lo predecible e inverosímil que lo hacen ver. Incluso, se pierde el interés por saber quien está detrás de todo esto.

Pero si algo se debe aplaudir a la serie, es el retrato auténtico y fiel de otros aspectos de la vida actual, como las relaciones LGBT, la lucha de las mujeres por respeto e igualdad, el racismo y la búsqueda de identidad sin etiquetas. Al abordar estos temas es cuando se llega a los puntos fuertes del proyecto. Porque tampoco todo es tan malo, es más bien, pobre en su desarrollo.

Lo verdaderamente sorprendente es el talento de todo el elenco juvenil, que se muestran comprometidos con sus personajes en todo momento, entregando actuaciones muy creíbles y realistas hasta en los momentos más extraños, pero haciéndolo mejor aún en las situaciones fuertes. Si a alguien debe reconocerse en específico es a Brandon Flynn, quien interpreta a Justin Foley, personaje que atravesó uno de los arcos más interesantes de todo el serial. Su final puede ser duro, pero es muy realista a pesar de llevar al extremo muchas situaciones. En ningún momento se siente fuera de lugar nada de lo que sucede y termina por brindar al personaje más complejo y verdadero de todos.

La cuarta y última temporada de 13 Reasons Why no logra recuperarse, pero si llega a ser un poco mejor que la segunda y la tercera, aunque entrega un final que deja un extraño sabor de boca, entre lo bueno y lo malo, aunque acercándose más a lo segundo, a pesar de incluir momentos entrañables, dolorosos y un desenlace esperanzador.

Reseña 13 Reasons Why temporada 4 final de la serie de Netflixl

Título original: 13 Reasons Why
Creado por: Bryan Yorkey (basado en el libro de Jay Asher)
Elenco: Dylan Minnette, Christian Navarro, Alisha Boe, Brandon Flynn, Miles Heizer, Ross Butler, Devin Druid, Amy Hargreaves y Grace Saif, Steven Weber, Anne Winters & Gary Sinise

Deja un comentario