Mándalo todo al infierno.

El demonio rojo conocido como Hellboy (David Harbour), regresa en una nueva misión en la que tendrá que hacer frente a la malvada bruja Nimue (Milla Jovovich), también conocida como la Reina de Sangre, quien fue traicionada años atrás por el Rey Arturo. Ella ahora busca cobrar su venganza contra la humanidad, soltando una plaga que traerá terror y destrucción. Sin embargo, Hellboy no está solo, ya que en su travesía será acompañado por la mágica Alice Monaghan (Sasha Lane) y el militar Ben Daimio (Daniel Dae Kim), y esta peculiar triada tendrá que luchar contra todos aquellos obstáculos que traten de impedir la salvación del planeta.

Hellboy es un personaje que ha tenido presencia en la pantalla grande desde el año 2004, bajo la dirección del director Guillermo del Toro, quien estuvo a cargo de dos cintas, la segunda estrenándose en 2008, con el título Hellboy: El Ejército Dorado. A pesar de que ambas películas lograron ser bien recibidas por la crítica, nunca consiguieron ser el gran éxito en taquilla, por lo que las posibilidades de una tercera entrega quedaron descartadas.

Después de once largos años de espera, un reboot aparece ahora con Neil Marshall como director, quien previamente había dirigido cintas como El Descenso (2005) y un segmento en Tales of Halloween (2015); en las que había demostrado cierta destreza para dirigir y escribir historias con tintes violentos e incluso acompañadas de unos toques de humor negro. No obstante, el guion, en esta ocasión no corre a cargo de Marshall, sino que viene de la mano de Andrew Cosby quien está familiarizado con el mundo de las historietas, además de haber sido ayudado por el mismo creador del personaje, Mike Mignola.

A pesar de que esta versión asegura estar más apegada al material original, esto no necesariamente se traduce en una película de buena calidad (y menos si las comparamos con las entregas anteriores protagonizadas por Ron Perlman). En esta ocasión la cinta sacrifica el aspecto de contar una buena historia, para dar paso a una serie de secuencias de acción llenas de violencia que, aunque podría argumentarse ayudan a agilizar el desarrollo de la cinta, nos dejan con una narrativa que se antoja frágil, además que la misma se ve entorpecida con una serie de flashbacks que pretenden dar profundidad a los personajes o explicar más ciertas situaciones, pero esto termina por cansar a los espectadores.

David Harbour intenta hacer lo mejor que puede con el personaje protagónico; a pesar de esto,no resulta ser tan convincente, pues el guion trata de recordarnos por medio de acciones y diálogos que Hellboy es un personaje cool y badass, y cuando es necesario darle un momento de profundidad para conectar con él, no termina por sentirse bien integrado, ya que resulta ser un poco contradictorio a la actitud que se le da al diablo a lo largo de la película.

Mismo problema existe con el resto del elenco, Sasha Lane, Ian McShane y Daniel Dae Kim, tratan de lograr actuaciones interesantes para sus personajes, pero son víctima del mal guion que los lleva a ser percibidos como personajes unidimensionales que sólo tienen un propósito a cumplir, y aunque los flashbacks tratan de darles cierta profundidad a sus historias, estos no pasan de sentirse como un “breve relato”, ya que no hay una mayor construcción.

Milla Jovovich, quien interpreta a la fuerza antagónica, sufre de un destino similar; a pesar de que hace lo que puede para entregarnos a una villana memorable, la manera en la que está escrita la lleva a parecer un personaje que en lugar de resultar intimidante termina por rayar en lo ridículo.

Visualmente la película tampoco logra resaltar, si bien, cuenta con algunas secuencias que pueden ser del agrado del público, ante los estándares de una producción actual son efectos acartonados, que le restan credibilidad a las criaturas, las cuales si bien se ven grotescas, no son tan agradables a la vista del espectador por lo poco trabajados que están.

Al final, Hellboy es un filme que a pesar de ser entretenido a momentos, deja de lado aquellos elementos necesarios para alcanzar a ser una buena película. Darle prioridad a las secuencias de acción y dejar la construcción narrativa en un segundo plano, termina de darle el tiro de gracia a este reboot. Tomando en cuenta que hoy en día estamos en el apogeo del cine basado en cómics, esta cinta se siente más como un retroceso.

Si al aparecer los créditos, la cinta fue de su agrado, lo recomendable es esperar unos momentos más en la butaca, pues hay un par de escenas después de los mismos que dan señal a lo que podría ser el futuro de esta franquicia.

Título original: Hellboy
Dirección: Neil Marshall
Guion: Mike Mignola, Andrew Cosby, Christopher Golden & Aron Coleite
Elenco: David Harbour, Milla Jovovich, Sasha Lane, Ian McShane, Daniel Dae Kim, Penelope Mitchell, Sophie Okonedo, Alistair Petrie & Brian Gleeson

Latest posts by arielramrezmilln (see all)

Anuncios

Deja un comentario